Le llamaban libertad – Por Carlos Hernández

Posted on 23 mayo, 2013

0


Desde los campos sombríos del mundo,

desde las cavernas oscuras de la historia,

desde las profundidades del alma,

resuena un grito iracundo:

¡Ya no soy yo!

Ni perdón, ni encuentro, solo queda la amargura,

invocando libertades y desintegrando este yugo,

aunque sea solo por un segundo.

Libertad que cabalgas por los páramos,

contagiando los campos de esperanzas,

las tierras de los condenados no florecerán con promesas,

bájate del caballo y pisa tierra.

Maldigo tu suerte, te sueño a veces,

intento alcanzarte en desvelos nocturnos,

pero te alejas entre rutinas y días revueltos

cada día es un eterno caer profundo.

No te reconozco ya entre tantos disfraces

y persecuciones absurdas.

Estoy cansado de este juego de sombras

y de acusaciones burdas.

Libertad, me cago en tus muertos.

¿ Dónde estas?

 

Anuncios
Etiquetado: